Recurso de queja -presentación ante el Ministerio de Trabajo-

RECURSO DE QUEJA.

El martes 22 de febrero se presentó el recurso de queja ante el Ministro de Trabajo. Ponemos a disposición de los compañeros el texto. La presentación lleva la firma de Carlos de Mori y Andrés Carpintero, apoderados del Frente de Unidad.

INTERPONE RECURSO JERARQUICO ADMINISTRATIVO- RATIFICA DENUNCIAS POR FRAUDE ELECTORAL.-

SR. MINISTRO DE TRABAJO DE LA NACION

DR.CARLOS TOMADA

Ref:Expediente Nro:1-2015-1391224/2010

RECURSO DE QUEJA.

El martes 22 de febrero se presentó el recurso de queja ante el Ministro de Trabajo. Ponemos a disposición de los compañeros el texto. La presentación lleva la firma de Carlos de Mori y Andrés Carpintero, apoderados del Frente de Unidad.

INTERPONE RECURSO JERARQUICO ADMINISTRATIVO- RATIFICA DENUNCIAS POR FRAUDE ELECTORAL.-

SR. MINISTRO DE TRABAJO DE LA NACION

DR.CARLOS TOMADA

Ref:Expediente Nro:1-2015-1391224/2010

EL ESTADO DEBE GARANTIZAR LA TUTELA SINDICAL Y COLECTIVA DE LOS TRABAJADORES FRENTE A LAS PATRONALES Y TAMBIÉN FRENTE A LAS CONDUCCIONES SINDICALES QUE NO CUMPLEN CON SU ROL

Nos dirigimos a Ud. en nuestro carácter de apoderados de la Lista Frente de Unidad Roja y Negra, Naranja, Roja y Violeta en las elecciones convocadas por Unión de Trabajadores de Prensa de Buenos Aires, ya presentados y manteniendo el domicilio legal en la calle Uruguay 239 lero.”A”, a los efectos que a continuación se consigna:

I.  OBJETO : En el carácter invocado y de acuerdo a expresas instrucciones de nuestro mandante, venimos en legal forma y tiempo propio a tachar de nulidad por infundado el Dictámen legal de fecha 16 de enero de 2011, suscripto por la Asesora Dra.Verónica Laura Wahlberg; que comparte la Dirección Nacional de Asociaciones Sindicales mediante el escueto acto administrativo de fecha 26 de enero 2011 dictado en el expediente mencionado y suscripto por la Directora Nacional Dra.Elena Otaola.

A su vez se plantea formal recurso jerárquico en los términos de los arts. 7, 9, 14, 15, 17, 18, 22, 30 y ccs. de la ley 19.549 y arts. 88, 89, 90, 91 y ccs. del decreto 1579/92 (t.o.1991) contra la disposición  suscripta por la Dra.Elena Otaola, que rechaza las denuncias y recursos interpuestos contra actos y resoluciones adoptadas por la entidad sindical y la Junta Electoral, que nos causan gravamen irreparable, conforme  los fundamentos que a continuación se exponen.

II.-  ANTECEDENTES – QUEJA POR DEFECTOS EN LA TRAMITACION DE LAS IMPUGNACIONES ANTE LA DNAS

Esta parte desde el inicio del proceso electoral ha  impugnado la escandalosa y fraudulenta Asamblea General Extraordinaria, ratificando la presentación original de los afiliados Shofrin y Dondero presentados en este expediente y a fs.99 y ss;  se amplían los fundamentos de la impugnación de la Asamblea, acreditando mediante Acta Notarial entre otros vicios, el ingreso masivo de personas ajenas al sindicato, que no acreditan su condición de afiliados con derecho a participar en un acto de la  trascendencia del que se cuestiona por su  ilegalidad manifiesta.

Se ha impugnado, expresamente el informe de los inspectores de la Dirección Nacional competente, quienes omitieron fiscalizar el ingreso de los participantes de una Asamblea, cuyo desarrollo fue también fraudulento y agraviante a derechos fundamentales.

Se impugna a su vez la convocatoria a elecciones realizada por la UTPBA, fundamentando que es ilegal e irrazonable que se convoque a elecciones en dos jornadas con distinta extensión, decidiendo a su vez arbitrariamente que en la mayoría de las mesas solo vote durante 24 horas y se dispongan guardar la mayor parte de las urnas sin garantías de seguridad y de transparencia.

Se denuncia asimismo la reticencia de la Junta Electoral a entregar, publicar y exhibir todos los padrones ,  lo que impide conocer la cantidad de votantes por establecimiento, conocer los números de afiliación de numerosos compañeros, comprobar si cumplen o no los requisitos para participar en el acto eleccionario y además se cuestiona el exceso de lugares de votación en comparación  al presunto número de afiliados que supuestamente se encuentran empadronados en diversos medios del Gran Buenos Aires.

Esta parte denuncia que no se ha puesto en conocimiento el Padrón General por empresa y por mesa de votación – al que tiene acceso el oficialismo en forma directa en sus archivos- que la Junta Electoral actúa con parcialidad al ocultar a nuestra Lista, el Padrón de colaboradores, el de jubilados y el de numerosas empresas.

Hemos denunciado las características especiales de la composición del Padrón Electoral, en el que: a) una gran cantidad de personas que están en el padrón no revista en empresas que tenga características de periodística, b) en muchos casos se verificó que eran habilitados a votar trabajadores que no podían acreditar pertenencia al lugar de trabajo donde se instalaba la urna, c) el padrón de colaboradores también estaba integrado por trabajadores que en muchos casos no se correspondían con ninguna empresa reconocida como dadora de trabajo. Es imprescindible para un equilibrio entre las listas y como garantía de democracia sindical interna que la Lista que representamos cuente materialmente con el Padrón, como se exige en el Código Electoral Nacional y/o que el Ministerio garantice que la composición del mismo tenga que ver con las empresas que establece el Estatuto Social de la Utpba, aprobado por el Ministerio.

Queda claro que el padrón de la UTPBA no refleja la real composición sindical del gremio ya que los trabajadores reales –efectivos y colaboradores- quedan licuados por la integración de una masa de personas que no pertenecen al gremio sino a un armado extraño al mismo, fabricado por la actual conducción. Asentado, además, en la escasísima afiliación que existe en las empresas medianas y grandes del gremio, por el rechazo a la actual conducción y porque ésta misma la desalienta para manejar a su antojo el padrón irregular.

Y esto con el aval de funcionarios del propio Ministerio, que no controlan si la actual composición de la Utpba es la de un sindicato.. Es por eso que deviene abstracto que la Utpba, una organización aparentemente sin fines de lucro siga manteniendo como organismo de contralor al Ministerio de Trabajo y que por otra parte los trabajadores que necesitan un sindicato queden a expensas de una organización cuyos objetivos no son los de un sindicato.

Se acreditan en el Expediente numerosas peticiones ante la Junta Electoral, que además no acepta la participación de los apoderados de nuestra Lista , violando lo dispuesto en el art.132 del Estatuto Social, restringe los horarios de consulta de parte de los padrones, prohíbe extraer copias de los mismos y evita toda fiscalización, convirtiéndose en un apéndice de la conducción sindical, quien la ha puesto a dedo en una Asamblea a todas luces fraudulenta, ahora legitimada formalmente por la decisión extemporánea y sin sustento de la Dirección Nacional de Asociaciones Sindicales.-

Se cuestionó tempestivamente que la Junta Electoral no publicó el Reglamento Electoral con la anticipación necesaria y prevista estatutariamente;  a los efectos de fiscalizar su funcionamiento, participar de las reuniones en las que se adoptan decisiones importantes,  tales como el traslado de urnas desde el lugar de votación a la sede del sindicato entre el cierre parcial y la reapertura del día siguiente, la modalidad de custodia, la designación equitativa de autoridades de mesa, entre otras cuestiones que nos obligan a denunciar que se han dispuesto todos los mecanismos para facilitar el fraude electoral.-

Si bien el Sr. Ministro desestimó estos planteos mediante la Resolución M.T.E. y S.S. Nro.45, esta parte expresa su QUEJA por los defectos e irregularidades en el tratamiento de las denuncias tempestivas.

Entendemos que es totalmente infundado que se legitime el acto deliberativo cuestionado, que es en parte el origen de una cadena de fraudes , simulaciones , irregularidades y maniobras de la conducción de la UTPBA para perpetuarse en los cargos, que ejercen a espaldas de los periodistas y trabajadores de prensa que ejercen la actividad sin protección de ninguna clase en la mayor parte de las empresas periodísticas.

No admitimos que se consideren nuestros planteos “abstractos”, porque no es cierto que con actos posteriores al acto asambleario “lograron enderezarse los aspectos del proceso cuestionados por el recurrente…”( Res.M.T.E.y S.S. Nro.45). Esto no se ajusta a la realidad, porque no se entregaron ni exhbieron todos los padrones por empresa, jamás se exhibieron los padrones de colaboradores y de jubilados. En especial en el padrón de colaboradores, la UTPBA a discreción aún durante el proceso electoral en marcha, los días de votación habilitaba “nuevos” colaboradores, a los que les extendía carnet flamantes de afiliados, sin posibilidad de contralor de ninguna índole; ante el silencio de los inspectores, que actúan como el día de la Asamblea; mirando para otro lado, sin intervenir, ni registrar las graves irregularidades.

No se cumplió además ninguna medida de seguridad, ni se constató por parte de la DNAS las denuncias consignadas en el Expediente, sino que se tuvo por cumplidas las intimaciones, mediante la aceptación a libro cerrado de la postura del oficialismo, en clara actitud parcial, que perjudicó a los afiliados y que configura un antecedente disvalioso en orden a la transparencia y a la libertad sindical, concreta.

Ante estos actos arbitrarios, hemos recurrido ante la Dirección Nacional de Asociaciones Sindicales, que demoró inusitadamente más de 16 días en resolver las impugnaciones y finalmente dictó una Disposición ausente de legalidad que favorece objetivamente el fraude, y no pone límites a la violación de los derechos de los afiliados, a los que se les impide ejercer su derecho al voto con transparencia, normalidad y seguridad.

La inacción del Ministerio de Trabajo ha permitido que se vote con un Padrón armado a gusto de una organización que desde hace mucho tiempo abandonó la actividad sindical y que por lo tanto dejó de ser un sindicato. El Ministerio de Trabajo no controló tal como se le había solicitado: el traslado de las urnas desde los lugares de votación a la sede del sindicato, es solo una muestra de la sin razón de extender dos días la votación.

Por lo expuesto, lejos de devenir abstracto el cuestionamiento a la Asamblea y demás actos `posteriores tiene efectos jurídicos actuales y se proyecta hasta la finalización de las elecciones, por lo que el recurso en este aspecto se encuentra fundados en la arbitrariedad e ilegalidad manifiesta del acto administrativo que en esta instancia se recurre, porque reitera la misma lógica que legitima el fraude, no solo en los actos preparatorios fundamentales (convocatoria a elecciones en instituciones que no contratan periodistas; padrones clandestinos que crecen  a medida que se desarrollan las elecciones; padrones de colaboradores que no reflejan la realidad del gremio; votos cautivos de personas ajenas a la actividad; traslados de urnas sin medidas de seguridad, votos fraudulentos, etc), sino por las violaciones legales que impiden que esta Lista acceda al 25% de los votos emitidos.

IMPUGNACIONES CONCRETAS CONTRA LA DISPOSICION DE LA DNAS DE FECHA 26 DE ENERO DE 2011 –FUNDAMENTO DE RECURSO JERARQUICO.

Esta parte en tiempo y forma  recurre la decisión de la Junta Electoral de convalidar la votación en las  mesas Nros. 51, 61, 70 y 91, atento a que dicha Junta Electoral, en forma dogmática y sin fundamentación alguna en derecho, ha procedido a rechazar las impugnaciones efectuadas por los fiscales y apoderados de la Lista Frente de Unidad Roja y Negra,  Naranja, Roja y Violeta.

No es cierto como pretende la Asesora Legal en Dictámen nulo de nulidad absoluta, que no se han adjuntado pruebas de las impugnaciones concretas en cada caso. La misma Asesora da cuenta de que se han agregado” las notas presentadas ante la Junta Electoral con las impugnaciones referidas (fojas 5 a 9 del Expediente Nro.1.410.888/10).

Dogmáticamente se consigna en el Dictamen que es compartido por la Sra. Directora de la DNAS, que no se ha acompañado prueba alguna; lo que es falso y además, se omite flagrantemente analizar que la Junta Electoral, no ha fundado los rechazos a la mayor parte de las impugnaciones.

Esta parte ha impugnado parcialmente el acto eleccionario, sin perjuicio de ratificar la impugnación general de los comicios por las causas expuestas en este expediente y las que se consignan en la presente.

Hemos presentado (se adjunta copia de las impugnaciones efectuadas ante la Junta Electoral recepcionadas por ésta) en forma concreta la impugnación a la votación en la mesa o urna Nº 91 (Colaboradores Mesa 1) en razón que el día 29/09/10 a las 20 hs. se presenta a votar una persona que dice llamarse Dardo Castro exhibiendo un DNI cuya numeración no se correspondía con el que figuraba en el padrón de dicha urna, razón por la cual la fiscal de la lista Frente de Unidad Roja y Negra, Naranja, Roja y Violeta solicitó que dicha persona exhibiera su carnet de afiliado, a lo cual contestó que no lo traía consigo. Ante dicha situación, que no permitía corroborar adecuadamente que la identidad de dicha persona coincidía con la registrada en el padrón, los fiscales de la lista plantearon la necesidad de observar dicho voto; pero mientras se desarrollaba la discusión sobre este punto, los fiscales de la lista celeste y blanca, de manera sorpresiva e intempestiva introdujeron el voto en la urna, lo cual constituye una irregularidad manifiesta que no debió ser convalidada por la Junta Electoral.

También ha sido impugnada la mesa N º 51, ya que al arribar la urna a la sede la Junta Electoral , se ha podido constatar que la referida urna poseía faja de seguridad colocada de manera incorrecta, dado que en lugar de usarse para lacrar la misma el mecanismo autoadhesivo incorporado a la urna se utilizó simplemente una cinta adhesiva, resultando de esta forma notoriamente comprometido el mecanismo de inviolabilidad de la urna.

Con respecto a esta mesa Nº 51 oportunamente se ha ampliado la impugnación antes mencionada porque ha sido constatado que en el padrón de votación existen doce (12) firmas de votantes, resultando que dentro de la urna existen trecce (13) sobres, destacándose al respecto que el presidente de mesa aclara en el padrón y ratifica que existieron doce (12) votos.

En el caso concreto de la urna N º 51, la Junta Electoral ha decidido, a las 03:20 Hs. del día 30/09/10, en forma absolutamente dogmática, otorgándole al accionar del presidente de mesa una potestad que no posee, que continue el recuento de votos.

Se ha impugnado asimismo la mesa N º 70, en razón que la misma fue acercada a la sede de la Junta Electoral sin estar cerrada la ranura de votación con la correspondiente faja de seguridad.

La urna N º 61 “FM ORIENTE” por su parte, también ha sido impugnada en razón que en lugar de estar sellada con la faja de seguridad proporcionada por la Junta Electoral , se encontraba “sellada” con una simple cinta adhesiva.

Ha sido impugnada la urna correspondiente a la mesa N º 8 instalada en “AM 26 DE JULIO” porque ante un padrón de veintitres (23) afiliados habilitados para votar se encontraron dentro de la urna veinticuatro (24) sobres con votos emitidos. En este caso particular, la Junta Electoral , a as 06:30 Hs. del día 30/09/10 decide hacer lugar a la impugnación.

A todo ello, habrá que sumarle asimismo que con fecha 28/09/10, esta parte ratifica su reclamo ante la Juta Electoral y le exige que en forma inmediata se le entregue copia de los padrones a cada uno de sus fiscales a los efectos que estos pudieran constatar los requisitos estatutarios para poder votar, asi como también los datos de identidad de las personas de las personas que pretenden ejercer su derecho a votar, para no depender así de la sola voluntad del presidente de mesa, que resulta la única autoridad que posee padrón electoral entregado por la Junta Electoral. Reclamo éste que, por supuesto, fue desoido por la Junta Electroal.

Ante las irregularidades descriptas, se plantea el recurso que corresponde ante la DNAS para que realice la constatación de las violaciones denunciadas y determine al nulidad parcial del escrutinio, nulificando dichas urnas y, como consecuencia de ello, habiendo alcanzado el 25% de los votos válidos emitidos,  se le deberán asignar a nuestros representantes los cargos que le corresponden conforme lo dispone el art. 128 del Estatuto Social.

El acto administrativo que se recurre, tiene un fundamento solo aparente en el Dictamen de la Asesora Legal que se limita a rechazar las impugnaciones, sin basamento en los hechos y constancias del expediente.

El Dictamen legal, como así también el acto administrativo posterior que lo avala, deben cumplir recaudos de forma y de fondo apegados a la ley de procedimientos, que están ausentes.

No se analiza la documental anexa, no se ha solicitado a la Junta Electoral que acompañe las actas e impugnaciones en cada caso , entre las irregularidades más notables es la que se constata en la Urna Nro 8 antes mencionada.

No puede esta autoridad convalidar el resultado definitivo de las elecciones, si se han denunciado y constatado violaciones a las fajas de seguridad de las urnas, si se permite que vote cualquier persona, por el solo hecho que la “habilite” la Junta Electoral ante el silencio de los inspectores (otra vez), teniendo presente todo el armado electoral que comienza con la convocatoria a votar en lugares inaccesibles, con padrones inflados en radios FM que no tienen programas periodísticos o en lugares en los que votan trabajadoras textiles o estudiantes de periodismo o simples integrantes de alguna institución, que son afiliados sin respaldo legal a la UTPBA, para conformar un Padrón Electoral artificial  e irreal.

Este acto administrativo debe ser revocado por el Sr.Ministro y asi se peticiona con respeto, porque se han violado derechos esenciales de elegir y ser elegido por genuinos trabajadores de prensa y no por “pseudo-militantes” oficialistas munidos por un carnet que les permite elección  a elección disponer de votos fraudulentos.

Pese al fraude ilimitado, esta parte ha obtenido el 57,73% de los votos en las empresas periodísticas de CABA y GBA, en las que hay relaciones laborales comprobadas, contra el 44,54 % de la lista oficialista, como surge de los resultados constatados por el propia conducción, el Ministerio y por si hiciera falta por los fiscales de las listas.

Este Ministerio, no debe convalidar este tipo de actos que  además de ofender la inteligencia van contra la tutela necesaria que demandan los trabajadores para enfrentar a los empresas editoriales, que quedarían nuevamente sindicalmente huérfanas de no contar al menos con una minoría en la que se inscriben el 80 por ciento de los delegados electos. Cuestión que no sucede con los votantes de colaboradores, las FM o empresas no periodísticas que integran el padrón. No hay delegados porque no hay patronal, porque no hay empresa. Estas cuestiones que ofenden la inteligencia, yq que violan la democracia sindical, de prosperar, pondría a los trabajadores frente a la arbitrariedad de una  conducción que se sostiene mediante ardides maliciosos, que van desde la patoteada inicial, la clandestinidad de los padrones, la conformación de una Junta Electoral, la instalación de mesas de votación en entidades en las que no trabajan todos los que están empadronados. A más de los actos fraudulentos durante el acto eleccionario, la actividad previa y posterior de la actual conducción son la negación de la actividad sindical para la que eventualmente disputarían la conducción del gremio.

SOLICITA AUDIENCIA DE CONCILIACION

Esta parte solicita al Sr.Ministro que previo a resolver el Recurso Jerárquico interpuesto  cite a las partes en conflicto a una audiencia de conciliación a los efectos de intentar una solución a esta controversia , ya que estamos convencidos que el Estado debe por sobre excesivos rigorismos formales, garantizar ante todo la tutela gremial y colectiva de los trabajadores afectados, que por la negación que el oficialismo hace de la actividad sindical rechaza cualquier posibilidad de integrarnos como minoría, desconociendo inclusive la actividad de los delegados convirtiendo a la Utpba en uno de los pocos gremios que no ingresa a paritarias. .

Esta negativa permite que la conducción de la UTPBA, persista en desconocer derechos esenciales de los afiliados y no afiliados; a modo de ejemplo, se cita la omisión del sindicato a convocar a elecciones de delegados en las empresas; prueba de ello ha sido la intervención de este Ministerio para garantizar las elecciones de representantes sindicales en la empresa Telam.

La UTPBA hace años que se abstiene de convocar a elecciones en la mayor parte de  las empresas del Grupo Clarín; ha perdido deliberadamente la representación formal en otras empresas periodística, abandonando a su suerte a cientos de trabajadores en el desamparo.

Asimismo la UTPBA no convoca a paritarias para todo el gremio, lo que impide el mejoramiento de condiciones laborales y salariales desde hace muchos años, congelando los básicos de convenio en niveles que ya superan la década.

No devienen abstracta ninguna de nuestras denuncias, mientras el oficialismo oculta información esencial, como por ejemplo publicar en tiempo y forma la Asamblea ordinaria de memoria y balance, que realiza sin difusión alguna, con el aval de la DNAS.

No deviene abstracto nuestro planteo de integrar la conducción del Sindicato por la minoría, porque los trabajadores nos han elegido para ello en todas las empresas periodísticas y nuestra presencia como contralor permitirá retomar las acciones gremiales a las que está obligado el sindicato, como es el ejercicio de la negociación colectiva como el resto de los gremios, con participación de paritarios electos por nuestros compañeros y con mandato resuelto en asambleas; la convocatoria a elecciones de delegados en todas las empresas, la afiliación masiva de los trabajadores sin temor a represalias; la tutela efectiva de militantes y activistas en cada lugar de trabajo, la convocatoria legal y estatutaria del Conejo de Delegados;  la eliminación de toda forma de trabajo irregular,  la creación de normas especiales para terminar con la explotación de los colaboradores y que gocen de iguales derechos que el resto de los trabajadores de las empresas y recomenzar la reconstrucción de un gremio abandonado por culpa de sus dirigentes.

No deviene abstracto finalmente, que la minoría que representamos tenga sus representantes en la conducción del gremio, para investigar y difundir el estado de la Obra Social, indagar las causas por las que se encuentra involucrada en las causas judiciales que investigan hechos delictivos e informar debidamente las responsabilidades en cada caso.

PETITORIO: Se solicita al Sr.Ministro que en plazo perentorio, a los fines de garantizar el debido proceso y en tiempo útil resuelva este recurso jerárquico, revocando contrario imperio lo resuelto por la Directora Nacional de Asociaciones Sindicales y asuma la indelegable obligación de tutelar a todos los trabajadores de prensa afectados por el fraude electoral y por la inacción de sus actuales representantes.

Saluda a ud.atte.