La lucha contra el fraude

La burocracia de la UTPBA montó un fraude escandaloso en la asamblea de Junta Electoral. El objetivo de la maniobra delictiva fue impedir que la oposición obtuviese la representación por minoría, y por consiguiente, algún control sobre las elecciones y el padrón trucho.

De la mano de punteros de Sabbatella, centenares de individuos ajenos al gremio ingresaron a la asamblea sin acreditación alguna.

La burocracia de la UTPBA montó un fraude escandaloso en la asamblea de Junta Electoral. El objetivo de la maniobra delictiva fue impedir que la oposición obtuviese la representación por minoría, y por consiguiente, algún control sobre las elecciones y el padrón trucho.

De la mano de punteros de Sabbatella, centenares de individuos ajenos al gremio ingresaron a la asamblea sin acreditación alguna.

Todo esto fue acreditado en un acta labrada por un escribano que constató el “ingreso irrestricto”. Luego, en la asamblea, la burocracia hizo lo que quiso con la complicidad de los funcionarios del Ministerio de Trabajo. El Frente de Unidad decidió impugnar la asamblea fraudulenta ante la cartera laboral abriendo un voluminoso expediente en donde dejamos constancia de la acción bochornosa de la burocracia. La denuncia fue acompañada con una movilización. Transcurridos 70 días, el ministerio aun no se ha pronunciado.

Es que cualquier intervención ministerial contra el fraude pondría en evidencia que la manipulación de padrones, no solo es privativa de la UTPBA, sino que es la base del dominio de la burocracia sobre los sindicatos.

Ante el silencio de Tomada, el Frente de Unidad ha decidido elevar la impugnación de la asamblea de junta y de las elecciones truchas a la justicia.

Acta de la junta electoral realizada por el escribano (pdf) | Impugnación presentada al ministerio (pdf)