Télam: una conquista enorme, que abre una nueva etapa

En lo que significó un nivel de participación sin precedentes, más de 450 compañeros acudieron a votar a las elecciones de comisión interna de la agencia de noticias Télam y le dieron el triunfo, con 191 votos, al Frente que la Agrupación Naranja de Prensa integró junto a las listas Negra y Blanca, encabezado por el periodista Eduardo De la Fuente.
Además del impresionante número de votantes, de la elección participaron trabajadores de todos los sectores de la agencia, con lo que se abre una nueva oportunidad para retomar las mejores tradiciones de lucha unitaria de la historia de Télam. La masividad de la votación demuestra, además, la voluntad de los compañeros de quebrar el régimen de terror y vaciamiento impuesto por la gestión de Martín Granovsky. Estamos, sin duda, ante el fin de una época.

En lo que significó un nivel de participación sin precedentes, más de 450 compañeros acudieron a votar a las elecciones de comisión interna de la agencia de noticias Télam y le dieron el triunfo, con 191 votos, al Frente que la Agrupación Naranja de Prensa integró junto a las listas Negra y Blanca, encabezado por el periodista Eduardo De la Fuente.
Además del impresionante número de votantes, de la elección participaron trabajadores de todos los sectores de la agencia, con lo que se abre una nueva oportunidad para retomar las mejores tradiciones de lucha unitaria de la historia de Télam. La masividad de la votación demuestra, además, la voluntad de los compañeros de quebrar el régimen de terror y vaciamiento impuesto por la gestión de Martín Granovsky. Estamos, sin duda, ante el fin de una época.

El triunfo del Frente Lista Naranja, Negra y Blanca también sienta las bases para que los trabajadores de Télam empalmen con el proceso de reagrupamiento y recomposición gremial que hoy despunta en el gremio de prensa, para terminar de una vez por todas con la parálisis a la que nos ha sometido la actual directiva de la Utpba.
La elección de Télam, su masividad y su resultado a favor de una orientación programática que, entre otras cosas, propuso entre sus reivindicaciones “sumarnos a la lucha de todos los trabajadores de prensa para recuperar nuestro sindicato” saca del aislamiento a la tercera concentración de trabajadores de prensa del país y significa un nuevo clavo en el ataúd de la burocracia que dirige la Utpba.
El triunfo aportará a la lucha del gremio de prensa para tener una paritaria única para pelear por el 30% y la defensa de los puestos de trabajo en todas las empresas del gremio.
Domingo 9 de mayo de 2010